Gerard Butler, el héroe gafe

Alan Siegel, productor de la saga formada por Objetivo: La Casa Blanca, Objetivo: Londres y Objetivo: Washingon D.C., ha anunciado esta semana en la conferencia de financiación del American Film Market que habrá más secuelas en un futuro casi inmediato. Siegel habla de al menos tres películas más con Gerard Butler al frente y, si las cosas le van bien, spin-offs televisivos en distintos países rodados en el idioma local, con la posibilidad de futuribles pelis.

Hasta ahora, esta saga ha mantenido la carrera de Gerard Butler a flote junto con otras pelis de corte similar con el británico haciendo del héroe salvapatrias norteamericano. Lo cachondo de esta saga en concreto, que nació casi como un remedo Jungla de Cristal, es cómo el protagonista funciona como un imán para las crisis de seguridad nacional. El tipo arranca nueces de norcoreano sin inmutarse, pero eso sucede porque allá donde va, un presidente norteamericano es puesto en peligro. Un tipo de cine que, cuando funciona, es muy divertido, pero cuando no, es un amasijo de tópicos fachoides sin imaginación ni diversión.

Ahora imaginad una versión española… Objetivo: Moncloa, una película donde un grupo terrorista formado por catalanes y vascos muy fans de lo suyo, sitian el palacio de la Moncloa con castellets y frontones muy tochos. Y ahí que tiene que venir un Gerard Butler patrio, José Coronado, por ejemplo, a liquidar a los independentistas. Con las manos ensangrentadas y el corazón henchido de orgullo español, recibe finalmente una condecoración del presidente en medio de la plaza de toros de Las Ventas. Hay gente de determinado partido que ve así la realidad, así que ese público lo tienen asegurado.

En este escenario de spin-offs de otros países Siegel ve las cosas de este modo: “Si lo hacemos en India, la estrella de esa versión podría aparecer en ‘Objetivo 4’. Podría ser una relación simbiótica“.

Habrá que ver si todo esto se materializa de verdad o es simplemente el sueño de un productor de que su franquicia le pague las facturas hasta el fin de los días. Sinceramente, bastante tiene que remontar la saga para que este plan se cumpla. De momento la taquilla aguanta, pero las críticas han ido de lo mediocre en la primera parte a lo pésimo en la última.

Vía Deadline

Powered by WPeMatico