2018: El año en que Jennifer Garner volvió a repartir cera

El próximo mes de septiembre, el 7, para ser más exactos, se estrena en EEUU Peppermint, el retorno de Jennifer Garner al territorio de la estopa siete años después de La Sombra del Reino, acompañada esta vez de la dirección de Pierre Morel.

Peppermint se llama Peppermint porque no pueden llamarla Punisher. Cuando la familia de una buena mujer es acribillada a tiros delante de sus ojos, cuando la Policía y los tribunales conspiran para ocultar la verdad, nuestra protagonista desaparece del mapa durante cinco años para meterse en un programa de entrenamiento con lecciones como “pelea a cuchillo”, “fusiles de asalto” o “cómo colgar cadáveres en norias para lograr el máximo efecto estético”.

8/10. El Depredador estaría orgulloso. 8/10. El Depredador estaría orgulloso.

8/10. El Depredador estaría orgulloso.

Es el show de Jennifer Garner. Rondan por ahí John Ortiz o John Gallagher Jr. en plan “policías suspicaces” pero todo parece indicar que su función se va a limitar a poner etiquetas en dedos gordos del pie. Parece rodada con la solvencia que caracteriza a Morel — cosa que he aprendido hoy: operador de cámara en Antes del Atardecer, de Linklater — y cuenta con un guion de Chad St. John (responsable de los libretos del corto Punisher: Dirty Laundry y Objetivo: Londres).

Vamos con el avance, cortesía de Dark Horizons.

Y aquí el póster, cortesía de IMP Awards.

peppermintpeppermint

Powered by WPeMatico